Tuesday, 23 April 2019

Revista Cognición, Powered by Joomla!
EL APRENDIZAJE DENTRO DEL ÁMBITO VIRTUAL: UN RETO PARA LA EDUCACIÓN DEL SIGLO XXI PDF Print E-mail
Revista Cognición 30 - Ponencias

Bajar articulo en PDF

"EL APRENDIZAJE DENTRO DEL ÁMBITO VIRTUAL: UN RETO PARA LA EDUCACIÓN DEL SIGLO XXI"

José Carcelén Nevares
( This e-mail address is being protected from spambots. You need JavaScript enabled to view it )
Perú

RESUMEN

El presente documento, busca verter las vivencias durante tres (03) años como Tutor Virtual, los cambios estructurales realizados en cada cátedra así como las reacciones de los Participantes y los logros obtenidos.

En tal sentido; y enfocándonos específicamente dentro del ámbito virtual, podemos encontrar que el apropiado empleo de las herramientas tecnológicas nos permiten impulsar de manera adecuada la formación académica; es por ello que debemos asumir, como base primordial del aprendizaje, la importancia del factor de socialización, y considerar que la capacidad de construir el conocimiento de forma autosuficiente puede vincularse con uno de los pilares en los que se asienta la educación del siglo XXI, es decir, "el aprender a conocer", lo cual no significa un aprendizaje basado en la simple acumulación de conocimientos, sino que supone a un Participante capaz de manejar los modos o instrumentos para producirlo y para seguir desarrollando el saber.

Así, lograremos el potenciamiento del valor social de la educación y los cambios estructurales en el mundo de hoy en día, tendientes a la búsqueda de sociedades preparadas y fortalecidas para enfrentar los retos del milenio, lo que nos obliga a cuestionarnos en relación a los procesos de enseñanza y aprendizaje en el sentido de que si ¿es factible enseñar y aprender de otra forma?; debiendo de antemano aceptar que el verdadero "poder" está en el Desarrollo Humano y Social, el mismo que busca fomentar la educación y el desarrollo de valores que maximicen y enriquezcan a las comunidades, en provecho del desarrollo socio-económico de las mismas; en especial si asumimos que la explosión tecnológica, ha permitido entrelazar, a manera de malla, a las comunidades en el mundo, y de esta forma impulsar el fortalecimiento del ser humano convirtiéndolo en el gran "potencial" que tiene cada país, lo que actualmente nos obliga a dar un mayor "valor agregado" al Desarrollo Humano, el mismo que trae consigo al Desarrollo Social.

Así la comunicación se convierte en el medio para potencializar a las sociedades permitiendo que la educación y/o formación sea accesible a la gran mayoría adentrándonos a lo que conocemos como "La Nueva Sociedad del Conocimiento".

Palabras claves: Sociedad del Conocimiento, TICs, Desarrollo Humano, Desarrollo Social, Educación Virtual, Tutor Virtual, Construcción del Conocimiento, interactividad, proceso educativo, motivación, guía.

INTRODUCCIÓN

Los cambios producidos en el mundo a fines del siglo XX generaron una explosión tecnológica y dentro de ella el de las comunicaciones, de ésta forma la globalización permitió entrelazar, a manera de malla, a las comunidades y fortalecer al ser humano convirtiéndolo en el gran potencial que tiene cada sociedad y por ende todo país, lo que actualmente nos obliga a dar un mayor "valor agregado" al Desarrollo Humano, el mismo que trae consigo al Desarrollo Social, toda vez que a mi concepto, el primero es el eje fundamental de toda sociedad, y no podemos contemplarlos de manera aislada sino muy por el contrario, aceptar que la formación del Capital Humano es la base esencial del fortalecimiento del Capital Social y viceversa

Así la comunicación se convierte en el medio para potencializar a las sociedades permitiendo que la educación y/o formación trascienda más allá, logrando su accesibilidad a la gran mayoría de seres humanos y adentrándolos a lo que conocemos como "La Nueva Sociedad del Conocimiento"; de esta forma, los cambios estructurales en el mundo de hoy en día y la búsqueda de sociedades preparadas y fortalecidas para enfrentar los retos del tercer milenio nos empuja hacia el potenciamiento del valor social de la educación, obligándonos a cuestionarnos, en relación a los procesos de enseñanza y aprendizaje, si ¿es factible enseñar y aprender de otra forma?.

En tal sentido, si somos conscientes y aceptamos como premisa el hecho de que el verdadero "poder" se encuentra en el Desarrollo Humano y Social, veremos que debemos buscar la manera de inclinar la balanza hacia acciones que impulsen el desarrollo de la educación, promoviendo la capacitación y actualización a través del uso y empleo de las nuevas Tecnologías de la Información y Comunicación (TIC's), fomentando con ello que las comunidades en el mundo se maximicen y enriquezcan en provecho de su desarrollo socio-económico.

De esta manera, hoy en día, podemos encontrar ambientes favorables para el fomento de la educación, ya sea porque las políticas públicas de los países buscan estar encaminadas en esa dirección o porque las diversas Instituciones Educativas han tomado como nuevo paradigma el fomento y desarrollo de la educación virtual.

Sin embargo, frente a lo sostenido, salta un cuestionamiento, el mismo que se traduce en las interrogantes siguientes, ¿tenemos Tutores Virtuales adecuadamente preparados?, ¿las metodologías empleadas en los Curso Virtuales que ofrecemos son las correctas? ¿qué buscamos obtener gracias a la promoción de la Educación a Distancia o Virtual?; pues bien, éste es pues el "gran reto" que se nos presenta en la educación del futuro.
Generando los cambios en las Sociedades

Hemos visto como el concepto de "Sociedad del Conocimiento" adquiere relevancia en el contexto mundial recién a finales del siglo pasado, a pesar que podríamos afirmar que sus orígenes datan aproximadamente desde 1960 etapa en la se comenzaba a discutir la importancia de anunciar el paso a la era post industrial, es aquí donde Peter Drucker nos predice la necesidad del nacimiento de un nuevo estrato social de trabajadores "los del conocimiento", para posteriormente nueve (9) años más tarde, sostener la importancia de buscar un camino hacia una "sociedad del conocimiento".

Sin embargo, y tal como sostiene Karsten Krüger es recién a partir de los años '90 donde el concepto de la "Sociedad del Conocimiento" se acuña en los ámbitos social y político, como podríamos ver en documentos de diversos autores como Reich (1992), Drucker (1994), Krohn (1997), Willke (1998) y Weingart (2001), entre otros. Es aquí donde deseo rescatar dos (02) conceptos que Martin Heidenreich destaca al hablar sobre la Sociedad del Conocimiento:

1. Este concepto resalta las nuevas formas de producir conocimiento. El conocimiento es considerado como uno de los principales generadores del crecimiento junto con los factores capital y trabajo, concediendo una relevancia crucial a la producción de productos intensivos en conocimiento y a los servicios basados en el conocimiento.
2. En esta noción se resalta la creciente importancia de los procesos educativos y formativos, tanto en su vertiente de educación y formación inicial como a lo largo de la vida.


En suma, podemos establecer que la Sociedad del Conocimiento engloba todo aquello que nos permitirá crecer como seres humanos y que a su vez, dicho crecimiento logrará un fortalecimiento en las Organizaciones y por ende en las sociedades, pero existe un aspecto que no debemos olvidar y se trata de que ella no solamente se encuentra liada a las nuevas tecnologías, sino también a las nuevas formas de generación del conocimiento, y es aquí donde nuestro gran reto se inicia.

De la mano con el Conocimiento

A lo largo de mi ejercicio como Tutor Virtual he podido confirmar que la educación del siglo XXI no puede ser concebida como un aprendizaje basado en la simple acumulación de conocimientos, muy por el contrario supone de un alumno capaz de manejar los modos, herramientas e instrumentos para producirlo y continuar desarrollando "el saber", lo cual nos permite sostener que el alumno deberá tener la capacidad de construir su conocimiento de forma autosuficiente, haciendo que el "aprender a conocer" se convierta en uno de los pilares en que se asienta la educación.

En tal sentido, la aplicación del enfoque constructivista, nos permitirá inferir en los participantes los conocimientos necesarios para su formación, logrando un proceso que nos permita construir el conocimiento; de esta manera logramos aplicar un "proceso mental" que obliga a los participantes a relacionar, comparar, analizar e intercambiar conceptos en la búsqueda del conocimiento nuevo, teniendo como punto de partida sus conocimientos previos y la conceptualización del grupo como un "equipo", para ello el Tutor no debe permitir que durante el proceso los participantes dejen de lado la premisa que establece que "no existe el aprendizaje terminado", ni la que nos decreta que "no somos dueños de la verdad o del conocimiento absoluto", facilitando así las críticas o cuestionamientos de sus afirmaciones o comentarios.

ImageEs por ello, que podemos considerar que el factor de socialización es la base primordial del aprendizaje, contemplando al participante "per se" como un "ser netamente social" y encaminándolo hacia una interacción entre "pares" que sea fluida, armónica, recíproca y lógica, para poder recoger los "saberes previos" y bajo el uso y empleo de contenidos adecuadamente didácticos y pedagógicos invitarle al análisis, la comparación, el descubrimiento, la discusión etc., logrando así "la construcción del nuevo saber", por lo cual, dentro del Aula Virtual y a pesar de su condición de ser "asincrónicos", la herramienta más importante para llevar a cabo este proceso, de acuerdo a mi experiencia, es el empleo de los Foros; lo dicho no significa dejar de lado otras herramientas como el Chat, siempre y cuando sea "moderado" por un integrante del equipo el Tutor o algún participante; o como también el empleo de programas multimedia que nos permitan ampliar y mejorar la entrega de información, así como el cumplimiento de Tareas, Trabajos Colaborativos y/o Grupales, y por qué no también con el desarrollo de Talleres que nos permitan organizar los conocimientos de los participantes con el fin de llegar a la obtención de un producto, que puede ser el nuevo conocimiento elaborado.

Aquí es donde adquieren relevancia los contenidos iniciales o recursos a emplear, los mismos que, como "materia prima", no sólo deben ser didácticos y pedagógicos sino que también actualizados, lúdicos, de fácil acceso y capaces de promover la reflexión y el intercambio de ideas, para lo cual debemos escoger aquellos cuyos contenidos sean capaces de entregar el "valor agregado" necesario.

Sin embargo, el proceso no debe acabar ahí, ya que únicamente no basta enseñar a socializar a los participantes sino también "como socializar" y es aquí que ingresan dos elementos fundamentales, el Tutor Virtual y el procesamiento pedagógico, ambos van de la mano y el primero, al ser el factor humano, influye sobre el segundo; de ésta manera el Tutor se convierte en el "eje", es decir en el "motor de empuje" requerido para que el segundo elemento funcione, pero debo dejar muy en claro que el Tutor no debe llegar a asumir el papel protagónico que habitualmente se tiene en el aprendizaje tradicional que todos conocemos.

ImageEl Tutor será quien brinde las pautas y dará inicio al proceso de interacción especialmente al principio del Curso, buscando "romper el hielo" dentro de un grupo de participantes que, muchas veces suele ser multicultural, que no se conocen y peor aún que no pueden "verse cara a cara", y luego durante el desarrollo del mismo debe ir promoviendo el impulso para la construcción del nuevo conocimiento. De esta forma, su objetivo deberá estar encaminado a que el participante sienta que no está solo frente a un computador u ordenador buscando información, sino que por el contrario está dentro de un "Aula" donde participa y es escuchado; que sus ideas son importantes y que se retroalimentan constantemente ya sea con las intervenciones de los demás participantes y/o con las del propio Tutor.

En tal sentido, el Tutor debe adoptar las acciones motivadoras necesarias y adecuadas, dentro del proceso pedagógico, para encaminar a los participantes a la socialización con sus pares y al conocimiento de las herramientas que se le proporcionan para su trabajo en el Aula, para lo cual debe emplear mensajes donde quede claramente descrito lo que él desea y cómo lo desea, propiciar la interacción y el intercambio de ideas de un modo proactivo y constructivo, es decir fortaleciendo la "horizontalidad", y motivando la generación de oportunidades de aprendizaje, la reflexión, incentivando la discusión e intercambio de ideas, así como también la investigación, pero siempre procurando que las discusiones se mantengan enfocadas dentro del tema a tratar, completando los conceptos, ampliándolos y sintetizándolos si fuese necesario; asimismo, y al ser la comunicación virtual propuesta, básicamente asincrónica, los contenidos deben estar presentes permanentemente para que el participante pueda apropiarse de ellos, personalizándolos, inyectándole su propia cuota de originalidad durante el proceso de reconstrucción del conocimiento.

Hasta lo ahora detallado, nosotros como Tutores en adición a la función de guía que de por sí realizamos acompañando el desenvolvimiento de cada participante, debemos establecer, dentro del proceso pedagógico, estrategias que permitan que el Aula "cobre vida", promoviendo, como he mencionado, la relación participante-participante y fortaleciendo la relación tutor-participante, creando y favoreciendo oportunidades de aprendizaje; logrando de esta manera que el Aula Virtual se conviertan en una "sala de discusión" en la cual, gracias al empleo de la tecnología y al contacto con los participantes y la capacidad, seguridad y calidad humana del Tutor, se llegue a conseguir la sensación de que en ella "no se escribe", sino que se "habla" y "no leemos" sino por el contrario "escuchamos"; estimulando de esta manera un cambio radical, haciendo ver a la computadora como una herramienta de expresión, la misma que se convierte en una "ventana" mediante la cual se "conversa" y se "viven" situaciones reales de interacción.

Todo esto lo podemos lograr gracias al empleo de los Foros de Discusión, los mismos que a parte de fomentar el intercambio permanente de ideas y la conformación de pequeños grupos para el debate sobre determinados temas en particular, propician, a su vez, "el espíritu de colaboración"; factor muy importante pues se convierte en "el elemento gravitante" que permite el intercambio de ideas y experiencias que a su vez contribuyen a mejorar la calidad de los Cursos.

Asimismo, considero que podremos reforzar el proceso pedagógico si aplicamos como estrategia la metodología del "Trabajo Colaborativo", la misma que induce a la búsqueda de la generación de trabajos consensuados que integren los conocimientos de cada participante, las investigaciones que deben llevar a cabo y su complementación, lo que permitirá que el grupo se sienta y se vea como "un todo", fortaleciendo el concepto de "equipo" y obteniendo "una sumatoria armónica de conocimientos", la misma que reflejará un producto más rico en contenidos y de mejor calidad, permitiendo, a su vez, el fortalecimiento de aspectos como la responsabilidad individual, la interdependencia positiva, el crecimiento de habilidades sociales, la interacción fomentadora cara a cara y el procesamiento grupal.

Ahora bien, todo esto no lo podríamos llevar a cabo si no es enmarcado dentro de un ambiente, el Aula Virtual, que nos brinda las herramientas adecuadas que recrean las condiciones favorables para el proceso de enseñanza - aprendizaje y es aquí donde podemos englobarlas en dos secciones, primero las que nos permiten administrar el Aula y segundo aquellas que facultan la interacción propiamente dicha para la construcción del conocimiento; de esta manera, gracias a las primeras los Tutores podremos llevar a cabo el control, seguimiento, coordinación, publicación y actualización de la información relativa a los contenidos, la retroalimentación de la información y la evaluación respectiva; mientras que las segundas, como los Foros y el Chat, son herramientas por excelencia de socialización pero con funciones diferentes, toda vez que los primeros, netamente asincrónicos, permitirán realizar interacciones en la búsqueda de la construcción del conocimiento, mientras que el Chat, sincrónico por naturaleza, nos ayuda a realizar trabajos colaborativos, brindándonos la posibilidad de crear pequeños ambientes presenciales destinados a la solución de problemas específicos.

La realidad de la Educación Virtual

Frente a lo comentado hasta el momento, surgen en mí una serie de interrogantes, como son por ejemplo el ¿por qué a veces existe deserción de participantes?, lo que nos lleva a reflexionar ¿cómo se ven en la actualidad los Cursos a Distancia? ¿por qué no se le otorga la debida importancia a los Cursos a Distancia o Virtuales, quedando como Cursos de segundo orden frente a uno similar pero presencial?

Estoy seguro que las respuestas las encontraremos si nos detenemos unos instantes y dedicamos unos minutos de nuestro tiempo en indagar sobre el dictado de Cursos Virtuales y así veremos que en la actualidad, luego del acuñamiento del concepto de la Educación a Distancia o Virtual y su posterior puesta en ejecución, han ido apareciendo infinidad de Instituciones que brindan este servicio, pero que muchas de ellas, hasta la fecha, no tienen clara la metodología a ser aplicada o las funciones de aquellos que fungen como Tutores, toda vez que, a mi parecer, es muy sencillo, abrir un Aula, presentar un Curso determinado, sea éste del nivel que sea, lograr el cupo de participantes necesarios o simplemente nos basta con tener uno solo e iniciar el proceso educativo, brindándole los materiales e indicándole en qué fechas deberá cumplir con una que otra Actividad y respondiendo a sus interrogantes sólo cuando estas son presentadas; esto nos lleva a reflexionar sobre qué tipo de formación se está entregando y si no será acaso que estamos empujando a los participantes a convertirse únicamente en autodidactas sin tener puntos de referencia con quienes "aprender a aprender" o de encuentro con su Tutor, quien no es solamente el especialista en el tema sino además es su guía, o también si es qué los resultados de estas metodologías propician alumnos desmotivados y defraudados, los mismos que serán los encargados de difundir sus experiencias fallidas, empleando el más antiguo de los métodos del marketing, el "boca a boca".

Lo hasta ahora planteado, a mi parecer, se convierte en el "gran reto" que tenemos que enfrentar las Instituciones Educativas y los Tutores para proporcionar al Tercer milenio de una innovadora y nueva forma de enseñanza, que se encuentre enmarcada básicamente en lograr que el conocimiento llegue a todos los que conformamos esta nueva sociedad mediante procesos formativos de calidad y gracias al trabajo concienzudo y permanente de Tutores preparados para aplicar metodologías que incentiven la creación de conocimiento permanentemente, coadyuvando con ello que nuestras sociedades obtengan el desarrollo deseado.

Bibliografía


DRUCKER, PETER, "Landmarks of Tomorrow", New York: Harper. 1959.
HEIDENREICH, M., "Die Debate um die Wissensgesellschaft. en BÖSCHEN, STEPHAN & SCHULZ-SCHAEFFER, INGO (Ed.) Wissenschaft in der Wissensgesellschaft". Opladen: Westdeutscher Verlag. 2003.
KARSTEN KRÜGER "El concepto de Sociedad del Conocimiento", Revista Bibliográfica de Geografía y Ciencias Sociales - Universidad de Barcelona, ISSN: 1138-9796. Vol. XI, Nº 683, 25 de octubre de 2006

Currículum Vitae


ImageMi nombre es José Carcelén Nevares, tengo 56 años y nací en el Perú, en la ciudad de Lima, soy Oficial de la Marina de Guerra del Perú en situación de retiro, pasé a esa condición en el año 2001 con el grado de Capitán de Navío con más de 30 años de servicio, dentro de mis estudios soy Bachiller en Ciencias Marítimo Navales y que cuento también con Estudios de Magíster en Relaciones Internacionales cursados en la Pontificia Universidad Católica del Perú (1992-1993); en el año 2007 me gradué como "Tutor Virtual" al concluir el Curso seguido en el "Portal Educativo de las Américas de la Organización de Estados Americanos (OEA)", en el año 2008 culminé un Diplomado en "Gestión del Conocimiento" en la "Asociación de las Naciones Unidas (ANUV)" y en el año 2010 me gradué como "Especialista en Entornos Virtuales de Educación" al concluir el Posgrado dictado por "Virtual Educa" y el "Portal Educativo de las Américas de la Organización de Estados Americanos (OEA)". Asimismo, entre los años 2006 y 2008 he participado de Cursos Virtuales de Especialización, perfeccionamiento y actualización en Planeamiento Estratégico, Balanced Scorecard y Negociación.

Mi experiencia abarca las áreas de educación, operaciones, administración de personal y logística. He sido Catedrático de la Escuela Superior de Guerra Naval, en el Área de Estrategia y Asuntos Económicos, dictando las Asignaturas de Liderazgo y Motivación Personal, Planeamiento Estratégico, Negociación y Manejo de Conflictos, Geopolítica (1993 - 2002), y participé como integrante del Equipo de Profesores del Curso "Administración de Recursos Escasos para la Defensa" (1993 - 2002), también he dictado Conferencias en el Centro de Altos Estudios Nacionales del Perú (CAEN) (1999-2000).
Asimismo, he participado como:

  • Panelista y expositor en Conferencias Internacionales, relacionadas al "Derecho del Mar", llevadas a cabo en Chile (1996 y 1997)
  • Participante en el I Congreso Virtual Iberoamericano realizado en el 2008,
  • Ponente en el IV Encuentro Internacional - BTM 2009 sobre Educación Virtual, llevado a cabo en el 2009 en Montevideo - Uruguay,
  • Ponente y participante en el II Congreso Virtual Iberoamericano realizado en el 2009.

Actualmente me desempeño como Tutor Virtual en los Cursos de Planeación Estratégica Organizacional, Balanced Scorecard y Negociación que dicta, desde Colombia, el BusinessCol.com y también actúo como Consultor apoyando a Organizaciones No Gubernamentales en la elaboración de sus respectivos Planeamientos Estratégicos Institucionales.

 

 
FIN
 
Revista Cognición, Powered by Joomla! valid xhtml valid css